Una de las cosas que más disfruté en mi pasada experiencia como Team Leader en la Agencia de Marketing Lifting Group era crear desafíos para los equipos.

¿Qué entiendo por Desafío?

Es una invitación a realizar una actividad que lleva implícita una acción estratégica que permite al equipo incorporar nuevos aprendizajes y obtener nuevos resultados.

Es muy útil para producir transformación y cambios de hábitos en los equipos.

Además es excelente para cohesionar los equipos y también darles una identidad y personalidad.

¿Cómo se crea un Desafío?

He de reconocer que los desafíos que propuse algunos los creé en la ducha 🙂.

Principalmente has de observar el estado actual de tu equipo y tratar de identificar lo que le falta para llevarlo a un lugar mejor donde podría estar.

Cuando haces este Gap Analysis a futuro enseguida ves lo que falta por hacer y puedes identificar todas las oportunidades de mejora.

Después la distancia entre el estado actual y el objetivo es el Desafío que en definitiva es: caminar el camino.

Los 3 desafíos que lancé a los equipos como Team Leader:

# 1 – Mejorar el Reporting Mensual

Los informes mensuales a final de mes giraban en explicar las variaciones de los datos y poco más. Explicar al cliente que los datos han cambiado no aporta mucho valor al cliente y lo cierto que ningún cliente leía los informes de cierre mensual a los que se dedicaba mucho tiempo.

El desafío fue pasar de hablar en la conclusiones sobre cómo habían cambiado los datos a explicar qué acciones se habían hecho en ese mes y qué resultados positivos o negativos habían tenido en el negocio del cliente.

Fue cambiar el foco dónde pones la atención de tu análisis en lo que es importante para cliente.

El primer mes costó pero luego se convirtió en hábito y la calidad e interés de los informes mensuales aumentó.

# 2 – Crear Comunicaciones Memorables

El volumen de trabajo y la repetición llevaba a que los equipos no fuesen originales ni creativos en las comunicaciones que hacían para sus clientes.

El desafío fue plantear que creasen pensando en crear comunicaciones memorables. Comunicaciones que lleven implícitas un factor sorpresa, algo que el destinatario no se esperase.

El desafío era llevar su trabajo «un poco más allá«.

Durante el mes que duro el desafío se creó otro tipo de comunicación más centrada en concursos, regalos, sorpresas y se puso el foco en comunicar emoción para dejar huella y comunicar con mayor impacto.

# 3 – Convertirse en Recursos Valiosos

Aun formando parte de la misma empresa y del mismo departamento, las personas de los equipos no interactuaban con otros equipos principalmente porque cada equipo trabajaba con sus propios clientes y también estaba la distancia física que los equipos estaban localizados en diferentes ciudades: Barcelona, Madrid y Valencia.

Había mucha pérdida de valor y oportunidades de aprendizajes de interacción entre equipos y no existía el hábito de «preguntar a tu compañero de al lado«.

Creamos el desafío que durante 15 días cada equipo compartiría un recurso de valor que encontraría en Internet.

Luego los equipos valoraron cada recurso recibido y el equipo que más valor compartió se llevó un premio.

Con esta dinámica se rompieron barreras y los equipos se dieron cuenta que podían aportar mucho a los otros equipos.

Como ves plantear desafíos a los equipos es una dinámica sencilla, potente y muy flexible que permite mejorar muchos tipos de resultados e incluso resolver problemas.

Y tú, ¿Planteas frecuentemente desafíos a tus equipos?

Toni Padrell

Toni Padrell

Liderazgo, Gestión del Cambio y Estrategia para Líderes Innovadores Bienvenido/a y deseo que te hoy te hayas llevado algo de tu visita. Si quieres saber cómo puedes mejorar tu proyecto, te animo a que me contactes y mi respuesta seguro no te va a dejar indiferente. Formo parte de la Red Profesional de Líderes INUSUAL, desde donde podré ayudarte a mejorar tus resultados. ¡Este mundo necesita más líderes innovadores como tú!. Atrévete a innovar y da un paso adelante contactándome!.